GRAN CARBONCILLO ESPERARÁ A TODOS LOS QUE SE MUEVEN

El defensor del stud Hermanos Díaz no se tentó con las luces de El Ensayo y mantendrá su navegación por la pista de arena del Hipódromo Chile.

En pocos días más se disputará el clásico El Ensayo, prueba grandiosa dentro del calendario nacional y que junto a otras bien seleccionadas, constituye el sueño de todo propietario. Por ese espíritu es que el actual campeón juvenil del Hipódromo Chile, Big Daddy, dejará momentáneamente la cancha en la que manda para animar los 2.400 metros del césped en el Club Hípico.
La alfombra verde de Blanco Encalada será también el destino de Chico Lalo, el buen defensor del stud Tío Javi que en el Tanteo de Potrillos 2016 arribó tercero de Gran Carboncillo. Chancletero, uno que fue tercero de Big Daddy en el Gran Criterium, será igualmente protagonista de la primera joya de la Triple Corona Nacional.
El que no se moverá de La Palma será el campeón dosañero Gran Carboncillo. El abanderado del stud Hermanos Díaz no redirigirá la brújula; así lo confirmó el entrenador Patricio Baeza.
«El potrillo está muy bien, creemos que lo mejor es que siga en la arena, de modo que el objetivo final será el St Leger».
Como Héctor Isaac Berríos tiene compromiso previo con Sarona, no `podrá dirigir a Big Daddy en El Ensayo. Su lugar lo tomará Gonzalo Ulloa, jockey que viajó recientemente a Estados Unidos para dirigir a Kitcat. Y como éste no pudo cumplir, por su viaje, con el apronte de Kurilov, en el sillín del defensor del stud De Gourves, lo reemplazó Óscar Ulloa, quien quedó maravillado con el ejercicio del hijo de Lookin at Lucky.